Cuando nadie me ve – Sara Carbonero » BENDITAS IMPERFECCIONES

20 septiembre 2014

BENDITAS IMPERFECCIONES

Y, mil años después, cuando otros gatos
desordenan mis noches de locura,
evoco aquellos ratos de torpes calenturas.
Y, aunque se que no era la más guapa del mundo,
juro que era más guapa, más guapa que cualquiera

Más guapa que cualquiera
Joaquín Sabina

 

¡Hola!
Esta semana el tema del post iba a ser otro, pero después de leer algunas cosas estos últimos días no puedo mirar para otro lado.

La primera vez que se me removió algo por dentro fue a principios de semana. Acababa de meterme en la cama y me puse a leer el último artículo de mi compañera Carme Chaparro en su blog. En él contaba cómo unos días antes se enamoró de un vestido. Lo quería para ir a un photocall, fue amor a primera vista. Total, que quiso probárselo y cuál sería su sorpresa cuando el mismísimo diseñador de la prenda le quitó las ganas diciéndole literalmente: «este vestido no es para ti”

– Ah, ¿está reservado? – preguntó Carme.
– No, pero no es para tu cuerpo. No te cabe.

Y así, sin anestesia, el señor diseñador del vestido le vino a decir a Carme que su ropa no estaba hecha para ella.

Si mientras leía el texto me hubieran dicho que se trataba de una broma me lo habría creído. Lo primero porque veo a Carme todas las semanas. Precisamente es una de las mujeres que más me ha impresionado por su asombrosa recuperación después de ser mamá de dos niñas en apenas dos años. Coincidimos estando embarazadas, ella de su segunda hija y más de una vez le he preguntado qué ha hecho para estar así de estupenda en tiempo récord. La conocéis de verla en los informativos pero para que os hagáis una idea, Carme tiene una talla 36. Pues sí, con una talla 36 ese vestido no era para ella. Cosa que me parecería igual de mal si hubiera tenido cualquier otra talla.

Pero lo más grave son las formas. ¿Qué formas son esas? ¿Cómo puede alguien hablar así a una persona? (Para más inri en este caso, a una clienta) ¿Desde cuándo un buen diseñador diseña sólo hasta la talla 36?

Me fui a la cama con todas esas preguntas.

Sólo dos días después, leyendo la prensa me encontré con la siguiente historia surrealista cuya protagonista es otra compañera de Mediaset; Tania Llasera. Todos la conoceréis por su buen hacer como presentadora, su simpatía y su belleza, pero jamás la había visto en tantas revistas como esta semana. Ni siquiera cuando La Voz tuvo el mejor estreno de un talent show en los últimos diez años. Esta semana Tania ha sido noticia ¡atención! por haber cogido unos kilos al dejar de fumar. Encima se le ocurrió ir a un desfile de Cibeles tan tranquila (véase la ironía). Eso, para algunos medios, ha sido algo noticiable y se han escrito unos cuantos titulares con la palabra «gorda» además de un sin fin de comentarios cobardes e hirientes en las redes sociales.

Me consta que Tania se lo ha tomado con filosofía y ha respondido diciendo que para ella lo más importante es la salud, haber dejado el tabaco después de 20 años, ¡casi nada! Se siente sexy y sin duda lo es. ¡Olé!

Carme y Tania son dos mujeres fuertes, bellísimas, seguras de sí mismas y con la cabeza bien amueblada, pero ¿os imagináis que esto le hubiera pasado a una niña de 18 o 20 años insegura, tímida y vulnerable?

Probablemente estaríamos hablando del principio de algo muy grave. No hace falta que os cuente el tipo de enfermedades en las que desencadenan a menudo este tipo de situaciones. La anorexia y la bulimia están a la orden del día entre jóvenes que intentan cumplir los cánones de belleza establecidos por la sociedad.

Creo que la gente que hace sangre con este tipo de cosas no es consciente de los límites. Siempre he defendido las críticas constructivas en cualquier ámbito pero no puedo comprender aquellas que se refieren al aspecto físico de las personas. Probablemente la gente que pasa su tiempo escribiendo comentarios atacando el aspecto y las imperfecciones de los demás no piensa que quizá el día de mañana tengan hijos y a lo mejor sus hijos se convierten algún día en víctimas de estos ataques que pueden crearles en un momento de debilidad miedos e incluso traumas. No todas las personas somos igual de fuertes. Miramos a los demás porque no sabemos mirarnos nosotros.

Yo todavía no he recuperado por completo mi cuerpo de antes de ser madre. Me falta un poquito. Uso una talla más y me encuentro en el momento más feliz de mi vida. Por supuesto que me cuido para sentirme mejor conmigo misma y para estar sana. Claro que me gusta la ropa e intento ir mona y verme bien pero no podría vivir en un constante sacrificio sin darme caprichos, sin comerme una hamburguesa de vez en cuando, un helado después de comer o sin tomarme unas cañas con los amigos.

No somos robots perfectos diseñados por ordenador. Y no es sólo el tema del peso. En general, en nuestra sociedad, existe la tendencia de que nos disguste o veamos raro aquello que no es perfecto o se sale de los prototipos de belleza que estamos acostumbrados a ver. Gracias a Dios todos somos imperfectos, únicos, auténticos y especiales. Sólo hay que aprender a querernos tal como somos.

Otra cuestión fundamental es saber que no se puede gustar a todo el mundo. Ya lo dice el budismo: «intentar gustar a todo el mundo nos hará infelices». Pues eso.

El tema de las opiniones ajenas daría para extendernos mucho. Hoy quería contaros los casos de mis dos compañeras. Mañana podemos ser cualquiera de nosotras la que no encuentre talla en una tienda o a la que le llamen gorda, cuando lo que estás es sana.

Afortunadamente no todo han sido disgustos esta semana. Una de las mejores cosas que he visto en mucho tiempo ha sido el cierre del desfile de Andrés Sardá en la Mercedes Benz Fashion Week, protagonizado por Alicia Borrás, una modelo de los años 60. Con 69 años y el pelo completamente blanco, la señora derrochó elegancia, estilo y sensualidad. La idea fue de Nuria Sardá, la hija de Andrés, que según sus propias palabras rechaza esa presión que supone igualar belleza con juventud.

Os dejo el video por si no lo habéis visto:

alicia_borras
Antes de terminar, hace mucho tiempo leí un cuento que hoy me viene como anillo al dedo. Dice así:

LA VASIJA ROTA

Un cargador de agua de la India tenía dos grandes vasijas que colgaban a los extremos de un palo y que llevaba encima de los hombros.

Una de las vasijas tenía varias grietas, mientras que la otra era perfecta y conservaba todo el agua al final del largo camino a pie, desde el arroyo hasta la casa de su patrón, pero cuando llegaba, la vasija rota solo tenía la mitad del agua. Durante dos años completos esto fue así diariamente. Desde luego, la vasija perfecta estaba muy orgullosa de sus logros, pues se sabía perfecta para los fines para los que fue creada. Pero la pobre vasija agrietada estaba muy avergonzada de su propia imperfección y se sentía miserable porque sólo podía hacer la mitad de todo lo que se suponía que era su obligación.

Después de dos años, la tinaja quebrada le habló al aguador diciéndole: “Estoy avergonzada y me quiero disculpar contigo porque debido a mis grietas sólo puedes entregar la mitad de mi carga y sólo obtienes la mitad del valor que deberías recibir.”

El aguador, apesadumbrado, le dijo compasivamente: “Cuando regresemos a la casa quiero que notes las bellísimas flores que crecen a lo largo del camino.”

Así lo hizo la tinaja. Y en efecto, vio muchísimas flores hermosas a lo largo del trayecto, pero de todos modos se sintió apenada porque al final, sólo quedaba dentro de sí la mitad del agua que debía llevar.

El aguador le dijo entonces: “¿Te diste cuenta de que las flores sólo crecen en tu lado del camino? Siempre he sabido de tus grietas y quise sacar el lado positivo de ello. Sembré semillas de flores a todo lo largo del camino por donde vas y todos los días las has regado y por dos años yo he podido recoger estas flores para decorar el altar de mi Madre. Si no fueras exactamente como eres, con todo y tus defectos, no hubiera sido posible crear esta belleza.”

Moraleja: Todos tenemos defectos, debilidades y cualidades y debemos sacar provecho de todos ellos, nunca debemos sentirnos menos o más que otros, porque todos tenemos una meta que cumplir, un trabajo que hacer. Cada uno de nosotros tiene sus propias grietas. Superarlas implica un trabajo personal profundo y comprometido.

vasija
Cuando leí el cuento pensé que así es. Todos tenemos nuestras grietas, nuestras cicatrices y heridas de guerra que hablan de nosotros, nuestras arrugas para recordarnos todo lo que hemos vivido, reído y llorado. Nuestros kilos de más o de menos para que no nos abandonemos y sigamos cuidándonos.

Francisco de Asís llamaba “benditas imperfecciones” a los defectos que todos tenemos. Benditas porque nos ayudan a crecer, a ser tolerantes, a aprender, a reírnos de nosotros mismos y, algunas, hasta son las causantes de que logremos ciertas cosas importantes en la vida.

 

brazo

Seguimos la próxima semana. ¡Un beso enorme!


1.198 Comentarios

  • 1. maria  |  28 septiembre 2014 - 19:57

    No puedes hacer esto todas las semanas, avisa al menos, mujer.

  • 2. Cris  |  28 septiembre 2014 - 20:16

    Sigo sin entender por qué no actualizas ni das explicaciones…Esto se volverá en tu contra, perdemos interés

  • 3. Sandra  |  28 septiembre 2014 - 20:27

    Pero bueno de verdad esto es en serio??? Es que alucino con los comentarios que deja la gente…de si no actualiza el blog…vamos a ver si no actualiza es porque no puede la mujer ..su vida debe ser muy intensa y ajetreada…o porque no le apetece simplemente…es q esto es el colmo…esas exigencias.. pues vaya fans que sois de ella.!!! Que poco tacto y empatia!!!
    Sara chapeau por este post me encanta tienes mucha razon en todo lo q dices! Pero discrepo en una cosa: q tu estas estupenda…dices que tienes una talla mas pero viendo esas fotos q has puesto yo te veo delgada! Quiza te vengan bien esos kilos de mas…la delgadez no es bonita!!! Besitos guapa y ni caso a los comentarios bordes

  • 4. Sara.F  |  28 septiembre 2014 - 20:28

    Hola Sara !! Me llamo tambien Sara pero vivo en Suiza (Ginebra) jajajaj Me encanta leerte !! Tengo una pregunta , que te ha pasado en tu brazo ? Un besos muy fuerte desde Suiza :*

  • 5. Sara.F  |  28 septiembre 2014 - 20:33

    Hola Sara !! Me llamo tambien Sara pero vivo en suiza (Ginebra) ajajaja me encanta leerte !!! Tengo una pregunta , que te ha pasado en tu brazo ?? Un besos muy fuerte desde suiza :*

  • 6. Luciana Ramos  |  28 septiembre 2014 - 20:41

    Hola SARA
    Felicidades por tu post de benditas imperfecciones. Muchas gracias por el valor que has demostrado escribiendo por encima de toda norma y patron. Me siento tranquila al saber qur tambien gente famosa, guapa..como tu tiene imperfecciones y denuncia lo injusto e irreal. Todavia queda gente con cabeza y me alegra que una de ellas seas tu. Un beso

  • 7. Sara  |  28 septiembre 2014 - 21:05

    Por cada persona que entra en tu blog cobras dinero? Por favor, respondeme para intentar entender por qué no cumples plazos y tenemos que entrar en el blog para ver si te ha dado la gana escribir algo… Es surrealista lo poco que vale tu palabra y la falta de respeto que muestras hacia los que aun te siguen. Un poquito de empatía y, sobre todo, respeto hacia los demás te vendrían muy bien. Luego dirán que es envidia si se te tacha de vaga, pero te lo ganas a pulso semana tras semana.

  • 8. pau  |  28 septiembre 2014 - 22:06

    Hola Sara!

    Me encanta el blog, y me gusta lo que dices y cómo lo dices.

    Pero estoy de acuerdo con los comentarios de sobre cuándo actualizas y por qué, de repente, no hay entrada.

    Yo seguiré leyendote, porque me parece que merece la pena lo que cuentas, pero esto es una relación bilateral, y si la gente espera ansiosa el viernes y no hay señales de vida, igual desiste.

    Y es una pena!

  • 9. Dita  |  28 septiembre 2014 - 21:27

    Es muy fácil hablar de imperfecciones cuando se es «perfecta» y eres portada del Elle, haces publicidad, sales en la tele…hablas de que tienes una talla más en el embarazo (habrás pasado de una 34 a una 36, vaya problema..) y sin embargo todas las famosas, casualmente, os recuperáis del embarazo en tiempo récord. Haces tratamientos de belleza, has pasado por quirófano… Y hablas tu de imperfecciones? Imperfecto es mi cuerpo después de dar a luz un mes después que tu, con la barriga fofa y sin saber como volver a mi estado natural. No puedo «posar» en la playa, te lo puedo asegurar. Es muy fácil hablar de algo cuando no lo tienes.

  • 10. Be.Be  |  29 septiembre 2014 - 00:19

    Ah, pero entonces la gente guapa no puede denunciar lo que le parece injusto?

  • 11. cristina  |  28 septiembre 2014 - 21:45

    Sara, muchas de nosotras estamos muy requete-liadas durante toda la semana y tenemos que buscar un hueco entre tantisimas cosas que hacer para entrar en tu blog y leerte, porque nos gusta. Imagina que tú escribes post todas las semanas y nadie te escribe; pensarías: para q escribir si nadie me lee? Pues nosotras podemos pensar: para que entrar a leer si no hay nada que leer? A esto me refiero que todas estamos ocupadas y uo por mi trabajo no suelo tener tiempp libre, x ello me resulta molesto entrar en tu blog en ese poquito tiempo q tengo y no ver absolutamente nada nuevo….quien mas te reclama sobre este tema es gente q te adora y son seguidores, por lo que si no tienes idea de qué dia fijo puedes actualizar di en el post que no tiened idea, pero haz caso a la gente q se toma su tiempo en ecribirte un comentario para pedirte que actualices.

  • 12. cristinama  |  28 septiembre 2014 - 21:55

    Pues si una semana no te puedes meter, cuando te metas lees el ultimo post y el penultimo y ya esta.
    No entiendo de verdad que os moleste tanto que una semana no haya podido escribir, y no entiendo que te cueste tanto esfuerzo meterte al blog.

  • 13. cristinama  |  28 septiembre 2014 - 21:53

    A ver, esto va para la gente que se queja de que Sara no haya posteado esta semana.
    Deberíais saber que la gente tiene vida propia, y Sara tiene trabajo y un niño pequeño, es normal que no haya podido actualizar, y me parece vergonzoso que tengais que pedirle explicaciones.
    A mi me encanta Sara y la voy a seguir escriba o no, y si tanto decis que la admirais no deberíais exigirle nada, bastante que postea con lo liada que tiene que estar y bastante que una vez al mes se molesta en leer comentarios y responder.
    A vosotros me gustaría ver enfrentadas a todo lo que Sara tiene que enfrentarse.
    No cuesta nada meterse a ver si ha escrito, y si no lo ha hecho te sales y punto, no creo que te lleve mucho tiempo hacerlo como para estar molesta.
    ALUCINO.

  • 14. Rocío  |  28 septiembre 2014 - 22:36

    Hola Sara, me gustaría saber en qué momento el blog va a llevar una rutina normal, como al principio dijiste que actualizarías martes y viernes, luego viernes solo, ahora sábado y esta semana nada…
    Creo que el blog es parte de tu trabajo y debería tener cierta seriedad el tema de las publicaciones
    Un saludo

  • 15. Rocío.S  |  28 septiembre 2014 - 22:46

    Hola sarita! Te leo siempre, pero nunca antes te había escrito, entre a ver si habías actualizado, volví a leer el blog y leí un algunos de los comentarios q te han dejado…la verdad es terrible como la gente tira toda su basura en el primer lugar q encuentre…. dicen q es una falta de respeto q no actualices. .por favor. ..ni q fuera de vida o muerte. ..ademas cuando tu no actualizas yo estoy haciendo mil cosas también, así q nada q echarte en culpa. …
    El post fue bonito y sincero, q pasa q porque te has operado el pecho ya no puedes hablar? Creo q hay q quererse mucho y ser valiente también para poder cambiar algo de nosotros con el cual no estamos del todo contentos….
    Te envio un fuerte abrazo y un.beso
    Con cariño, Rocío.S

  • 16. Isa  |  28 septiembre 2014 - 22:48

    La única obligación diaria y semanal que tiene Sara es la de atender a su pequeño.

  • 17. Irene Chacon  |  28 septiembre 2014 - 23:21

    Hola Sara, espero que no hagas caso de todos los comentarios con inquina, mala leche y envidia que te dejan. La verdad es que no los entiendo, te critican pero al mismo tiempo están deseando saber de ti y de tu vida. Si no les gusta tu blog, los las fechas de publicación o lo que sea… ¡¡¡¡Que no te lean!!!! En fin, afortunadamente estas petardas no son mayoría. Un beso y ánimo.

  • 18. Lara  |  28 septiembre 2014 - 23:46

    Hola Sara,
    Me gusta tu blog, me entretiene, unas cosas me interesan más, otras menos, pero de eso se trata, de coger ideas siendo consciente de que aquí no se tratan asuntos de estado, para eso me leo los periódicos digitales. Creo que eres una mujer con una educación exquisita y muy buena persona. Y aunque este último post me ha parecido algo incoherente por las razones que algunas lectoras han expuesto y que no voy a volver a repetir, me niego a entrar para despotricar, ponerte verde, y a ordenarte que actualices tu blog porque soy una mujer «ocupadísima y tú tienes que estar a mi servicio». Me indigna la mala educación y en realidad este comentario va dirigido a las lectoras, tanto a las que te idolatran y todo les parece bien por falta de criterio como a las que carecen de escrúpulos y rozan el insulto y la falta de respeto. Actualiza el blog cuando quieras o cuando puedas, probablemente te equivoques como todos nos equivocamos, tendrás que aceptar las críticas puesto que escribes para que te lean y te expones para que te vean, pero yo, que tengo una talla 34 y el pecho operado y un montón de contradicciones porque no soy perfecta te diría que ignores las faltas de respeto,

  • 19. Martina  |  28 septiembre 2014 - 23:48

    Buenas noches.
    Querida Sara estaría genial que tuvieras un día fijo para actualizar el blog.Seguro que lees muchos comentarios como este mío en el que te lo preguntamos una y otra vez.
    Gracias.

  • 20. Seila  |  28 septiembre 2014 - 23:54

    Querida Sara:con cuántas cosas más no sorprenderás? A mi particularmente me encanta descubrir en cada nuevo post algo nuevo de ti,y cada vez más humano,más agradable,más de una persona empática,si cabe.La gente no sé da cuenta de que todo es imperfecto,la vida lo es,los humanos,hasta la más absoluta perfección es imperfecta.La sociedad hace que cada día más gente se una al clan de la superficialidad,ojalá algún día puedan abrir los ojos.Hasta la próxima semana.Un abrazo

  • 21. jessy  |  28 septiembre 2014 - 23:58

    Hola Sara!!!!no entiendo q te puede pasar todas las semanas para no cumplir con tú trabajo de publicar,xq esto es un trabajo x el q cobras dinero.sinceramente pienso q tanto a ti como a Elle os viene genial el q la gente se vaya metiendo y mientras tanto vosotros ganando dinero.ya q se gana dinero x la gente a la q le gusta leerte,no les hagas cambiar de opinión.con lo bien q me caes y lo q me gustan los post,los retrasos de todas las semanas Me cansan.eres tan impuntual siempre??si t molesta lo siento.creo q tb deberías ponerte en el otro lado y saber q todosss tenemos muchas cosas q hacer y q para lo q quieres de verdad siempre hay tiempo

  • 22. Lara  |  29 septiembre 2014 - 00:08

    Según e podido leer, tu compañera Tania Llasera ya va al nutricionista para poder frenar su aumento y volver a su antiguo peso. Este post sobraba, es populismo. Y una forma de ganarte a la gente. Lo siento, no me creo nada.

  • 23. Lara  |  29 septiembre 2014 - 09:59

    Lo que tiene que hacer Tania LLasera es engordar otros 20 kilos para que tú te quedes contenta,verdad?. Creo que se confunden churras con merinas.

  • 24. Vanessa  |  29 septiembre 2014 - 12:24

    Pues yo SÍ me la creo, no la conozco pero se ve MUY sincera¡

  • 25. Lara  |  29 septiembre 2014 - 13:25

    Pues no, porque entonces sería sobrepeso, y tan malo es un exceso como otro. Por cierto, quiere romper una lanza a favor de Sara y por las críticas que e leído sobre lo rápido que se a recuperado del embarazo. Tengo 39 años y un bebe de 8 meses. Cogí 18 kilos en el embarazo y desde mediados de verano peso 51 kilos, vamos lo mismo de siempre ( mido 1.56cm ). Si te cuidas y no te pasas el día sentada en el sofá se puede. O si no es el mismo peso por lo menos acercarse.

  • 26. Seila  |  29 septiembre 2014 - 00:11

    Vuelvo a escribirte porque no pude evitar leer algunos comentarios sobre si te retrasas o no.Déjame decirte que algunos comentarios alegan estar muy ocupadas y buscar un hueco para leerte,no te preocupes,seguro que hay gente como yo que entiende que no es lo mismo buscar un hueco para leerte que para escribir un buen post con sus fotos y todos sus detalles,un post bien preparado para sorprendernos cada semana.
    P.D: Si la envidia fuera sarna,habría muchos sarnosos.

  • 27. Rosi  |  29 septiembre 2014 - 00:48

    Sara, yo creo tienes toda la razón. Estoy harta q se nos cuestione x nuestro físico mas q x nuesteo intelecto. La gente en general es bastante cruel cuando eres algo diferente. Yo tb tengo una cicatriz en un hombro x una operación y soy incapaz de ponerme camisa q m deje mostrarla pq todas las miradas van a lo mismo, y la verdad, es desagradable. Me alegro mucho de la iniciativa q has tenido. Ayudaras con esto a mucha gente. Gracias

  • 28. Syany  |  29 septiembre 2014 - 06:53

    AMO DEMASIADO TU BLOG
    SOY DE CHIAPAS, MÉXICO Y TIENES UNA LECTORA MAS.
    MI FAMILIA TAMBIÉN AMA TU BLOG.
    ESPAÑA ES UN PAÍS PRECIOSO
    BESOS A MARTÍN (HERMOSO NOMBRE PARA UN HERMOSO NIÑO) Y A IKER.. MILES DE BENDICIONES PARA TI

  • 29. una manchega por el mundo  |  29 septiembre 2014 - 07:13

    Querida sara, cuándo vas a poder actualizar? Por favor haznoslo saber para asi saber que dia meternos.

  • 30. Anabel  |  29 septiembre 2014 - 10:04

    Hola, Sara! No sé muy bien x donde empezar…hace tiempo q ya no t escribo ningún comentario pero si es cierto q llevo varias semanas con ganas d dcirte esto. Y es q, en el primer post q pusiste, recuerdo q decias q hacia tiempo q le estabas dando vueltas a la idea d escribirun blog y q ahora hbia llegado el.momento porq sabias q eso era algo q necesitaba tiempo y dedicación y hcerlo con cariño..decias eso o algo asi. Yo era d las q, los martes y los viernes, estaba toda la mañana visitando el blog, deseando poder leerte..ya luego con la llegada d Martin entendi q los meses d maternidad eran para disfrutar d él, para aprovechar todo los minutos del dia con él, para compartir junto a Iker todos los momentos q con la vuelta al trabajo no pueden compartir..pero siempre pensé q con la vuelta a la rutina, el blog tb iba a volver a lo d antea. Pero no..hay semanas n las q ya no hay ni actualizaciones. Y a lo mejor soy muy exagerada pero pienso q el mismo respeto y cariño q nosotros t transmitimos a ti con todas nuestras visitas y comentarios, deberiaa devolvernos con ese trabajo, dedicación y cariño q prometiste..m siento como cuando t enfadas con una amiga. El enfado sta ahi, pero no puedes djar d qererla, d preocuparte x ella..pues eso, q el enfado sta ahi, pero no dejo d visitar tu blog todos los dias esperando q x fin hayas actualiza..un beso para los 3

  • 31. NATALIA  |  29 septiembre 2014 - 10:51

    Sara,

    No entendemos que actualices cuando te da la gana. ¿Porque no pones un día fijo a la semana o cada 15 días? Es muy impresentable lo que haces.