Cuando nadie me ve – Sara Carbonero » Siempre hay una primera vez para…

17 enero 2018

Siempre hay una primera vez para…

“Dime que es mentira todo,
un sueño tonto y no más.
Me da miedo la inmensidad
donde nadie oye mi voz.”

Lucha de Gigantes, Antonio Vega

 

Ahora que las aguas han vuelto a su cauce y que parece que por fin estamos algo más asentados en este año a estrenar, he pensado que es buen momento para hacer borrón y cuenta nueva. Adoro comenzar año. También las segundas oportunidades. Y para mi el uno de enero es eso, una página en blanco que permite ser rellenada al gusto, unos zapatos nuevos con los que enfrentarse a los 365 días que están por venir. En definitiva, una excusa para dejar todo lo malo atrás y esbozar nuestra particular retahíla de buenos propósitos que esperemos, no caigan en saco roto. Porque tal vez este 2018 con olor a limpio sea el que realmente marque la diferencia. Yo, por si acaso, ya tengo una lista de cosas que me gustaría hacer por primera vez. Con suerte, cuando llegue el próximo 31 de diciembre y echemos la vista atrás, el viaje habrá merecido la pena.

Hacer un viaje sin saber el destino

Estaremos de acuerdo en que a veces las cosas sin planear son las que mejor salen. Por eso, este año quiero “arriesgar” con un ‘pack’ sorpresa como los que ofrecen las compañías Waynabox y Drumwit. La cosa funciona así: a través de su página web eliges las fechas y el aeropuerto de origen que más te convienen. Mientras, ellos te adjudican un destino secreto que incluye vuelo y alojamiento desde 150€. Durante el proceso de reserva puedes vetar ciudades que tengas atragantadas o que ya hayas visitado y 48 horas antes del gran día, te resolverán el misterio para que sepas qué echar en la maleta. Fácil y apetecible, ¿verdad?

Y otro viaje sin tener billete de vuelta

Un viaje en familia sin prisas, de los que sabes cuándo comienzan pero no cuándo acaban. La costa oeste de Estados Unidos, los pueblos de la Toscana, el sur de Chile… y entregarme a la carretera. Descubrir mundo disfrutando de cada momento, sin andar preocupados por cumplir horarios y sin tener la temible vuelta a la rutina planeando sobre nuestras cabezas. Sé que suena casi imposible pero también se trata de soñar, ¿verdad?

Todo verano tiene su historia. #túlaescribes #recuerdosdelfindesemana #aremojo

Una publicación compartida de Sara Carbonero (@saracarbonero) el

Hacer un curso de fotografía

También de cocina. Y de pintura. O unas clases de tenis. ¿Qué tal un taller olfativo para por fin encontrar el perfume de nuestros sueños? Creo firmemente que todos deberíamos esforzarnos por aprender algo nuevo cada día, por pequeño que sea, y mimarnos a través de nuestros ‘hobbies’ y pequeños placeres cotidianos. Mientras decido qué nuevo reto emprendo, estos son algunos libros que ya tengo en el radar.

Para los amantes de Nueva York, viajar a la Gran Manzana (sin salir de casa) en cada bocado. Donuts, ‘cheesecake’, tarta de cerezas, la auténtica ‘cheese burger’… está todo (24,50 €).

El mundo de la moda y de las supermodelos a través del objetivo de un genio. Pura inspiración… la que irradia el inconfundible Peter Lindbergh (60 €).

Y si se trata de escribir como los grandes, el relato autobiográfico ‘Mientras escribo’ de Stephen King no debería faltar en nuestra mesilla (9,95 €)

Compartir el placer de leer

Hablando de libros… Lo cierto es que sacar tiempo para leer más siempre está entre mis propósitos de año nuevo. Sin embargo, hay algo que llevo un tiempo pensando en hacer y que de este 2018 no pasa: compartir el placer de una buena historia con el resto del mundo a través de Book Crossing. Esta “biblioteca mundial” nos invita a “liberar” nuestros libros cuando ya los hemos leído para que otra gente pueda disfrutar de ellos. A través de un número de serie único se etiqueta el libro para poder seguirle la pista. Después, regálale ese libro a un amigo, a un desconocido, déjalo en un parque o en tu cafetería favorita. Si quien lo encuentra introduce el código en la página web de BookCrossing, sabrás que el libro ha sido cazado y podrás seguir su viaje por el mundo. 7 millones de libros están viajando por 130 países. ¿Por qué no formar parte de algo tan especial?

 

Bebés recién llegados a casa. ¿Por cuál empiezo? 🤔 #Fridaynights

Una publicación compartida de Sara Carbonero (@saracarbonero) el

Y leer la biografía de alguien increíble

Me gusta intercalar novelas de ficción con otras cargadas de realismo. Las biografías son una amena lección de historia, aunque sea musical…

‘Éramos unos niños’ de Patti Smith, sobre su relación con el fotógrafo Robert Mapplethorpe. Así es la vida cuando dos leyendas cruzan sus caminos (21,90 €).

‘El diario de Frida Kahlo: un íntimo autorretrato’. Los diez últimos años de la artista, narrados (y dibujados) en primera persona (25 €).

Siete años para escribir la historia de toda una vida, se dice pronto. Alegrías, éxitos y algún que otro momento turbulento… en boca de The Boss (22,90 €).

Sin olvidar a todas esas mujeres que, por una razón u otra, merecen un hueco en los libros. En palabras de la propia autora,Un alegato contra el modelo de mujer perfecta. Un catálogo de vidas, de señoras agradables o terribles, patéticas o admirables, derrotadas o triunfantes. Personas poco comunes con unas vidas fascinantes” (17 €).

Hacer un detox digital

Probablemente esta deberíamos apuntarla más de uno. Es hora de que el móvil y el portátil dejen de ser una extensión más de nuestro cuerpo. El trabajo, las redes sociales, el bombardeo de mensajes… y poco tiempo para preocuparnos por lo que nos rodea, lo que importa. Aplicándome esa filosofía ‘slow life’, me encantaría hacer esta conversión (temporal) a lo analógico en algún lugar como este hotel de Sancti Petri donde te confiscan los ‘gadgets’ y te los cambian por yoga, spa y jornadas de deporte para que cargues las pilas en una semana.

 

Encantada de conocerte, Menorca. #inclusogriseresbonita #díamágico #feliceslos4

Una publicación compartida de Sara Carbonero (@saracarbonero) el

Volar como un pájaro

Hace unos meses llegaba a los medios un nuevo deporte extremo: salto en paracaídas desde un dron. El protagonista fue un saltador que se dejó caer desde un dron enorme propulsado por hélices en Letonia. Reconozco que repetir esa proeza no está entre mis planes. Sin embargo, siempre me he preguntado qué se debe sentir ahí arriba, cómo sería disfrutar del mundo a vista de pájaro. Eso sí, nada de caída libre de 30 segundos. Mejor tomarnos nuestro tiempo y alucinar con las vistas como hacen quienes se atreven con un ala delta o parapente.

 

The sunny side 🙂 #GivesYouWings #redbull #gopro #photooftheday #photo #TimeToPlay

Una publicación compartida de Matjaz Klemencic (@matjazklemencic) el

Vivir otro viaje solidario

Vale, esta no es precisamente “nueva” pero sé que si volviera a vivir otro viaje como el que hice a Senegal con Unicef, sentiría todas esas emociones a flor de piel como si fuera la primera vez. En el post Piel con piel os contaba que éste había sido el viaje que más me ha marcado en la vida. Sigo pensándolo. Poder ayudar a quien lo necesita es algo precioso y ver cómo hay gente que dedica toda su vida a los demás, realmente es de las cosas más admirables que hay. Esperemos que nuestros caminos vuelvan a cruzarse.

 

Qué más puedo decir… el 31 de diciembre hablamos y echamos cuentas.

Llevo body de Intimissimi, pantalón de Maje, botines de Micuir para Slowlove y abrigo de Zara

 

“El futuro no es lo que va a pasar sino lo que vamos a hacer”

Jorge Luis Borges

 


29 Comentarios

  • 1. Ángela  |  21 enero 2018 - 12:28

    ¡ Hola Sara ! Te leo tarde pero….ME HA ENCANTADO.
    En concreto, me ha sorprendido bastante el tema del “viaje secreto” a través de las compañías que mencionas. Aunque no estoy segura si lo he entendido bien. Si lo hicieras, ¿podrías explicarnos más concretamente en qué consiste?
    Me apasiona viajar pero mis viajes son muuuuy low cost porque soy estudiante y, ya tu sabes…
    Por cierto, echo de menos un post de “fichajes de ropa” en rebajas o, ya de cara a la primavera…
    BESO GRANDE, ERES MI REFERENTE.

  • 2. Ester y Leticia  |  22 enero 2018 - 15:39

    Es un muy buen post, sirve de mucha inspiración a la hora de hacer estas cositas, que la verdad, son para hacerlas alguna vez en la vida.
    Besos
    https://midnighttrendy.blogspot.com.es/

  • 3. Virginia  |  25 enero 2018 - 23:27

    Hola Sara.
    Echo de menos tus posts sobre preguntas y respuestas así que si te animas, me gustaría pedirte un poco de ayuda por si puedes contestarme.
    Me gustan mucho los bastidores bordados y últimamente los veo mucho en fotos de decoración en Pinterest e Instagram pero siempre son tiendas de fuera de España.
    No sé si tú tienes alguno en tu casa o si conoces una tienda donde pueda comprar en España algo bonito y original.
    Sería genial. Gracias de antemano!
    Bueno, Sara, te deseo un buen año, lleno de alegrías junto a tus 3 chicos maravillosos.
    Un abrazo fuerte de alguien que te aprecia mucho!
    Virginia

  • 4. Pía  |  27 enero 2018 - 03:48

    Hola Sara, mi nombre es Pía y te escribo desde Santiago de Chile (por primera vez) con la esperanza de que quizás con un poquito de suerte a mi favor me leas. Te sigo hace algunos años y nunca tuve la valentía de escribir, pero creo que mereces saber que hasta en el último rincón del mundo hay gente que inspiras.
    Te dejo una pregunta, amo leer novelas de esas románticas que sacan suspiros, alguna que hayas leído y me recomiendes?

    PD: El sur de Chile es una maravilla, imposible arrepentirse si te animas a viajar por ultimo tienes una hermosa familia felicidades y bendiciones.

1 2